Opinión -“Por culpa del Gobierno, por culpa de López Obrador es que ya no soy rico”

Apenas el fin de semana pasado, en plena epidemia por COVID-19 en México, vimos una extensa cobertura de diversos medios a la manifestación sobre cuatro ruedas hechas por personas que exigen la salida o renuncia del presidente López Obrador.

Sobre sus vehículos de linda carita, diversos empresarios, miembros de partidos políticos y personas de diversos sectores sociales salieron a tocar el pito sonoro por la “falta de apoyos al sector empresarial”.

Aquí les pregunto yo, ¿Realmente la caravana y protesta es buscando el bienestar y crecimiento de México o es simplemente incitar y hacer más grande su odio a López Obrador?

No tienen cara para salir a exigir cuando en incontables casos, silenciados en buena medida por los medios, hemos visto como se unen y con pecho parado ustedes líderes empresariales juntan a sus trabajadores y colaboradores para decirles a ronca voz:

“Por culpa del Gobierno, por culpa de López Obrador es que no tenemos dinero, por eso no podemos pagarles completo… por eso no podemos hacer la fiesta de fin de año… por eso no podemos darles a todos IMSS… por eso no tenemos ingresos, por eso no tenemos ventas.”

Una mentada de madre de esos empresarios (no digo que todos), que se atreven a menospreciar a la clase obrera, menospreciar a su capital humano, a jugar con la vida, estabilidad y honor de miles de personas que dependen de esos 700 a 1,100 pesos semanales para comer; mientras ellos quitados de la pena, realizan viajes (antes del COVID-19) a Las Vegas, a Los Ángeles o a China.

Otro caso común dicho por quienes se creen tener poder, dicen:

“Por culpa del Gobierno, por culpa de López Obrador es que tengo que hacerlos trabajar en tiempos de pandemia, no puedo dejar de ganar dinero, no puedo frenar operaciones, quien quiera y acepte, firme aquí (una hoja en blanco), quien no, la puerta es muy ancha”

Este domingo un hombre abordo de un camión, gritó el sentir y el coraje profundo a las múltiples groserías que esos pseudo-ricachones han hecho en contra del mexicano trabajador. Él hizo lo que muchos de todos nosotros deberíamos de hacer, gritar el hartazgo asqueroso de esos que se sienten dueños de México.

Míseros horrendos que miran a la pandemia como una oportunidad para orquestar acciones en contra de un Gobierno, que al igual que otros, no ha sabido llevar bien a México. Seguro la devaluación y robo descarado en épocas de López Portillo, De la Madrid y su ineptitud en el terremoto, Salinas de Gortari y su venta masiva de empresas del Estado, Zedillo y el Fobaproa, Fox y las concesiones de Pemex, Calderón y su guerra inútil al narco, fueron las que hicieron que México sea una nación de primer mundo. Estoy siendo sarcástico.

Ya para terminar,

Una cadena, una pirámide

Tanto los empresarios, como los obreros, trabajadores, colaboradores, externos, etc; todos son pieza fundamental en la cadena de valores para hacer funcionar no solo a una organización, sino a todo un país. Si nos peleamos, al final ganará la miseria y el hambre.

A ustedes obreros, trabajadores y colaborares; gente que soporta al outsourcing (de eso hablaremos después), les digo, sean pacientes y hagan su trabajo como nunca, siempre adelante por ustedes y su familia.

A ustedes empresarios, miembros de partidos políticos y personas de diverso sector social, les recuerdo que López Obrador, es también su presidente, les guste o no les guste; les grito desde mi carcacha modelo 2002 que al pago de impuestos, TODOS vamos a entrarle.

Las declaraciones y opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad de su autor y no representan necesariamente el punto de vista de La Nueva Gaceta.

Líder de Proyecto de Modernidades - Comunicólogo especialista creativo en marketing digital y redacción. Periodista apasionado de la historia, la música, la filosofía y las bellas artes; asimismo, soy aprendiz de la historia. Vivo del eCommerce, de las buenas acciones y de los tardes con café.

Busca tu tema de interés

A %d blogueros les gusta esto: