OpiniónPerspectiva Pública

Opinión — La otra cara de la realidad

Opinión — La otra cara de la realidad
Foto. AFP

Hace tres días el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell anunciaba que había buenas noticias: “la pandemia está en fase clara de descenso”. Pero, la otra cara de la realidad, es muy distinta.

En el último reporte del semáforo de riesgo epidemiológico, 25 entidades federativas se encuentran en color naranja, seis en rojo y una (Campeche) en amarillo. Lo anterior con base en los reportes sobre casos confirmados, número de defunciones, número de casos activos y ocupación hospitalaria.

Municipios de la esperanza

En mayo pasado, el Gobierno Federal determinó que 324 municipios del país volverían a la normalidad. Pero, ¿qué ha pasado con estos municipios hoy en día? Pues, la otra cara de la realidad es que de esos 324, el último reporte registrado, de mediados de junio, es que solo había alrededor de 60 municipios en esta situación.

En este sentido, el subsecretario López-Gatell dejó de hacer esa medición. El argumento fue que cada entidad federativa decidió que, aunque estuvieran libres de contagio, no habría reinicio de actividades porque conllevaría a confusión entre la población.

Regreso a clases a distancia

El próximo lunes 24, volverán poco mas de 30 millones de estudiantes de preescolar a medio superior, con la novedad de que será educación a distancia. Sin embargo, la otra cara de la realidad, es que ¿cuántos de ese universo, cuentan con televisión? Ya que existe el apoyo de las televisoras más importantes para transmitir las asignaturas.

El secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma Barragán, señaló que 94 por ciento de las familias cuentan con televisión y el 6 por ciento que no cuenta con televisión, lo harán en formato físico y digital.

¿Se contará entonces con tabletas o equipo de cómputo entre ese seis por ciento restante para tener cobertura del 100 por ciento?

Desde mi perspectiva, mientras más dure el confinamiento durante el ciclo escolar, el rezago será considerable ya que no existirá control de las autoridades educativas para verificar que las y los estudiantes realmente se pongan a ver los programas y leer los libros de texto gratuito, porque la evaluación y seguimiento se realizará una vez que se tenga semáforo verde.

Lo importante de nuestra niñez

Esa es la otra cara de la realidad, mientras en varias entidades federativas, incluida la Ciudad de México, se reaperturaron negocios; la niñez ¿dónde queda? Los cines, los bares, las plazas comerciales, gimnasios, entre otros, reiniciaron sus actividades, pero, ¿nos hemos puesto a pensar a qué población se afecta más con el confinamiento, más allá de la economía? Considero que una escuela es un lugar menos propenso a contagiarse que un cine, el metro, un gimnasio, un bar o incluso en una fiesta familiar.

Si a las personas adultas les está afectando psicológicamente el mantenerse en casa, mucho más a la niñez. Extrañan a sus amistades, estar en el recreo, recibir educación física; pero lo más importante, no están acostumbrados a una educación a distancia. Desde mi perspectiva, se debió considerar un regreso paulatino y priorizado presencialmente hablando, obvio con las medidas sanitarias respectivas.

¿A dónde vamos a parar?

Pero al final, todo ello pareciera estar bien y que vamos por buen camino. De acuerdo al presidente López Obrador y al subsecretario López-Gatell, esto es así, pero ¿nos estamos preparando para un rebrote del COVID-19? La otra cara de la realidad, nos dice que no. Los llamados municipios de la esperanza, salieron del confinamiento y que sucedió. El propio López-Gatell, ha venido señalando desde mayo que el desconfinamiento provocará un rebrote de la enfermedad.

Desde mi perspectiva, algo funcional para medir, prevenir y mitigar contagios, son las pruebas para detectar el coronavirus. Mientras Rusia o Estados Unidos hacen 205 y 195 pruebas por cada 1,000 habitantes, la otra cara de la realidad, es que México sólo realiza 8.4 pruebas por cada 1,000 habitantes para detectar el COVID-19.

Por ejemplo, de las personas que resultaron positivo y han librado la enfermedad, o de aquellas personas que fallecieron lamentablemente, ¿se han aplicado pruebas a sus familiares o a las personas con las que hubieran convivido? Por supuesto que no. Solo se pide, en el caso de las personas con contagio, que se aíslen 15 días y después de esa fecha se vuelvan a tomar otra prueba para saber si sigue o no contagiado.

Nos falta mucho por aprender y mucho por hacer ante estos sucesos. Muchas lecciones nos ha dado esta pandemia. No se trata de gobiernos o colores, se trata de contar con una verdadera Política de Estado de Salud. En esta política se debe garantizar, entre otras, las eventualidades de estos fenómenos, para abordarlos y mitigarlos no sólo eficazmente, sino eficientemente.

Pero ello no implica olvidarnos de otras enfermedades que están latentes y poco disminuyen, como el VIH, diabetes, sarampión entre otras.

¡Novedad!

Finalmente, México se encuentra a la vanguardia en la producción de la vacuna contra el SARS-CoV-2. Una alianza tripartita: Fundación Carlos Slim-Laboratorios AstraZeneca-Argentina, realizará la vacuna. Esperemos contar con ella lo más pronto posible y todo el país pueda tener acceso a ella.  Importante el apoyo que el gobierno de México ha mostrado en ello. ¡Enhorabuena!

Con información de Boletín No. 205 Iniciará el Ciclo Escolar 2020-21 con el modelo de aprendizaje a distancia Aprende en Casa II: Esteban Moctezuma. https://www.gob.mx/sep/articulos/boletin-no-205-iniciara-el-ciclo-escolar-2020-21-con-el-modelo-de-aprendizaje-a-distancia-aprende-en-casa-ii-esteban-moctezuma?idiom=es

Ariadna Ortega. Mapa COVID: en tres semanas, los municipios de la esperanza bajaron de 300 a 60. https://politica.expansion.mx/estados/2020/06/14/mapa-covid-en-tres-semanas-los-municipios-de-la-esperanza-bajaron-de-300-a-60

Las declaraciones y opiniones expresadas en esta opinión son de exclusiva responsabilidad de su autor y no representan necesariamente el punto de vista de La Nueva Gaceta

Mtro. Eduardo Leal
Ex Líder de Opinión de Modernidades - Licenciado en Ciencias Políticas y Administración Pública y Maestro en Derecho por la UNAM. Asociado del Instituto Nacional de Administración Pública, A.C. (INAP) y Coordinador Académico del Diplomado Gestión y Política Pública en la FCPyS de la UNAM. Me he desempeñado en la Administración Pública Federal como Director General de Coordinación para la Operación Territorial de la Secretaría de Gobernación, Director General Adjunto de Coordinación y Operación Territorial de la Secretaría de Gobernación y Coordinador de Asesores del Subsecretario de Prevención y Participación Ciudadana de la Secretaría de Gobernación.

Los comentarios están cerrados

Más en: Opinión