CulturaInvestigación

Mito guadalupano; a 100 años de venerar al Cristo del Atentado

Dentro del festejo guadalupano hay un suceso que a día de hoy sigue impactando a creyentes y no creyentes: el “Cristo del Atentado”; además de insólito, el atentado a la Virgen, en el cual este Cristo de bronce fue implicado, es algo sorprendente.

El mes de diciembre tiene un sabor especial para los fieles que, año con año, se reúnen en el altar de la Virgen de Guadalupe; de igual forma, además de venerar su manto, los fieles adoran otra reliquia trascendental: el Cristo del Atentado.

Las características de este Cristo podrían no parecer nada fuera de lo ordinario, en lo que a un crucifijo significa, claro; por el contrario, el crucifijo es una pieza de bronce de más de 34 kg de peso y que actualmente se encuentra doblado en una extraña postura.

Los fieles veneran a dicho Cristo, ya que, según la tradición, la Virgen salió indemne de aquel atentado de 1921 gracias a su hijo; debido a que, por fortuna o intervención divina, el Cristo de bronce se encontraba en la zona de la explosión de un cartucho de dinamita.

El atentado

Todo comenzó una mañana del 14 de noviembre de 1921. Dentro de la Basílica de Guadalupe todo era como de costumbre: entraban y salían fieles a venerar al manto de la Virgen; sin embargo, hubo un joven con otras intenciones.

Era la mañana de aquel 14 de noviembre, cuando entró Luciano Chávez, quien quiso entregar un arreglo floral a los pies de la Virgen; sin embargo, el ramo de flores traía oculto un gran cartucho de dinamita, el cual hizo volar el altar de mármol y otras piezas religiosas a su paso.

Después de que dieran las 10:30 de aquella mañana, estalló la dinamita y la Basílica de Guadalupe se llenó de humo y escombro; pero, el atentado había sido un total fracaso para Luciano Chávez, ya que el manto de la Virgen seguía intacto.

Este hecho increíble hizo que tanto cardenales, sacerdotes, y otros miembros de la congregación de fieles, respiraran aliviados; pese a todo, la Virgen había sobrevivido gracias a un enorme Cristo de bronce que se había “interpuesto” entre la explosión y la Virgen.

Cristo del atentado, Mito Guadalupano, Basílica de Guadalupe, Virgen de Guadalupe, Milagro, Atentado, Religión católica
El Cristo del Atentado. Fuente: Aleteia

Los fieles apresaron rápidamente a Luciano Chávez, al mismo tiempo que comenzaron a venerar con más fervor aquel Cristo que se había sacrificado para salvar a “su madre”; aunque la explosión dobló al cristo, para muchos fieles fue una prueba irrefutable de lo milagroso del manto guadalupano.

Cristo del atentado, Mito Guadalupano, Basílica de Guadalupe, Virgen de Guadalupe, Milagro, Atentado, Religión católica
Fieles ante el milagro. Fuente: Aleteia

La herencia del atentado

La imagen de la Virgen no sufrió ningún daño, por lo que a este hecho se le consideró como “un milagro”; dado que el “Cristo del Atentado”, el cual pesaba más de 34 kilogramos, se destruyó en el atentado en vez de la Virgen; desde entonces, ese Cristo ha gozado de una veneración que ha aumentado con el paso de los años.

Cabe mencionar que la Virgen de Guadalupe ha estado libre de atentados hasta la fecha; además, el Cristo del Atentado está en exhibición desde entonces, siendo un elemento incluido dentro del peregrinaje de la Basílica de Guadalupe.

Te puede interesar: La identidad de la Virgen de Guadalupe: ¿La Llorona o Tonantzin?

Análisis del contexto del atentado

Una vez sorprendidos por el asombroso hecho del Cristo del Atentado, es necesario abordar desde diversas perspectivas. Primeramente, hay que comprender el contexto en el que se dio el atentado a la Virgen.

Durante la década de los años 20 del siglo XX, la iglesia católica había sufrido muchos otros atentados en contra de los espacios religiosos; a su vez, este periodo hostil se desarrollaría más adelante como “la Cristiada” o Guerra Cristera.

Guerra Cristera, Cristiada, Religión Católica, Mito Guadalupano
Foto de la Cristiada. Fuente: MéxicoDesconocido

Durante este periodo, el gobierno del país de ese año apoyó de manera indiscreta muchos de estos eventos en contra de la fe católica; además, muchos atentados sufridos hicieron que se reafirmara la veneración y la fe de los creyentes, tal y como sucedió con el Cristo del Atentado.

Este fue un periodo de hostilidad contra el catolicismo, siendo una etapa de reestructuración después de la Revolución; sin embargo, es innegable la herencia cultural que la religión católica ha dejado de nuestro país.

Aunque el hecho resulte ser sorprendente, la casualidad o la providencia jugaron parte importante en este suceso; asimismo, al analizar este milagro salta a la luz el otro gran misterio que envuelve al propio manto de la Virgen.

Muchas personas se han interesado en el estudio de este tipo de “milagros” religiosos, siendo que algunas veces la respuesta escapa a las respuestas científicas; por tal motivo, el caso del Cristo del Atentado ha sido analizado y pese a todo, la fe católica no ha mermado ni un poco.

La Basílica el día de hoy

En fechas actuales, por el aniversario número 100 de este suceso, la Basílica preparó una conmemoración abriendo “la Puerta Santa”; además, para esta “gracia especial” se contempla el inicio del “Año Jubilar”.

Hay que mencionar que incluso el Vaticano reconoció este milagro, y con las celebraciones de los 100 años se espera difundir el evento programado; también, se desea con esta celebración que los fieles disfruten próximamente de la fiesta de Cristo Rey.

En el 2020, la Basílica permaneció cerrada del 10 al 13 de diciembre por la contingencia COVID-19. No obstante, en este año, la Basílica, con las medidas de seguridad necesarias, espera a miles de fieles peregrinos; ya que, además de las mañanitas a la Virgen, se conmemorarán los 100 años del Cristo del Atentado.


Fuentes consultadas
  • Septién, J. (2021). Cien años del atentado contra la Virgen de Guadalupe. Aleteia.
  • Villa Roiz, C. (2019) 90 años de la Cristiada. CEM.
Alfredo Daniel Copado
Profesor, científico social, doctorando, columnista, ensayista y escritor de relatos fantásticos, bélicos, terror y ciencia ficción que han sido publicados y premiados en diversas instituciones y revistas literarias de América Latina y Europa. Apasionado de la literatura, el arte, la historia, la música, los videojuegos y del buen café.

Súmate a la retro de esta nota

Más en: Cultura