Al momentoEntretenimientoNacional

Cómo llegó Chernobyl a México; el caso de la leche radiactiva que distribuyó CONASUPO

Cómo llegó Chernobyl a México; el caso de la leche contaminada que distribuyó CONASUPO
Foto. Guioteca

El 26 de abril de 1986, se registró el más grave accidente mundial en la planta nuclear de Chernobyl, Ucrania, república que pertenecía a la Unión Soviética. Como consecuencia, este accidente provocó que se generara una nube radiactiva, la cual se extendió por todos los países del norte de Europa. Entre ellos la República de Irlanda, país al que México, compraba leche en polvo desde los años setenta.

El accidente comenzó durante una prueba de seguridad en un reactor de condensador de alta potencia. Esta prueba, se llevó a cabo como una simulación de un corte de energía eléctrico, esto con la finalidad, de ayudar a crear un procedimiento de seguridad y de esta forma, mantener la circulación del agua de enfriamiento del reactor. Así, los generadores eléctricos de respaldo pudieran proporcionar energía.

Sin embargo, con los sistemas de emergencia desconectados, el reactor experimentó una subida de potencia rápida que los operadores no lograron detectarla a tiempo. A su vez, la computadora principal había registrado el inicio de un apagado de emergencia del reactor, que desencadenaría involuntariamente la explosión. Como consecuencia, la explosión generó una nube radiactiva y sus efectos llegaron a casi todos los países del norte de Europa.

La historia de la leche contaminada

Después del accidente en Chernobyl, la Organización Mundial de la Salud (OMS), había emitido una alerta mundial para que se suspendieran las compras de alimentos a países afectados por los restos tóxicos. Tras este anuncio, la República de Irlanda, trato de venderle sus productos al gobierno de Brasil, dirigido en ese entonces por José Sarney, pero no aceptó . Asimismo el gobierno brasileño, advirtió sobre los peligros de importación de los producto alimenticios provenientes de Europa al presidente de México Miguel de la Madrid.

Sin embargo, México adquirió de Irlanda 40 mil toneladas de leche en polvo, que fueron distribuidas en el país entre 1987 y 1988 por la Comisión Nacional de Subsistencias Populares (CONASUPO). De igual forma, la comрra de la leche en polvo, no causó “ruido” en la sociedad hasta que Antonio González de León Quintanilla, quien entonces era el embajador mexicano, alertó al gobierno del riesgo de salud que eso significaría para los mexicanos, pero fue ignorado.

Revelando la leche contaminada y el caso de los niños con cáncer

El vicealmirante de la Armada de México, Manuel Rodríguez Gordillo, realizó una revisión a la leche en polvo y encontró una etiqueta que decía que provenía de Irlanda. Alertado, el vicealmirante, pidió al físico Miguel Ángel Valdovinos, jefe de la planta nucleoeléctrica de la CFE que hiciera pruebas al producto. Los estudios revelaron que ésta rebasaba 10 veces los límites de radiactividad permitidos.

Al revelar la información, ambos fueron destituidos de sus cargos y acusados de difamación por el gobierno e irremediablemente, después fueron a la cárcel.

En el año 2014, la doctora Rocío Cárdenas, jefa del Departamento de Oncología del Instituto Nacional de Pediatría (INP), había mencionado que hay una posible asociación entre el aumento de casos de niños con cáncer y la leche en polvo; esto lo había dicho, debido a que se registró un aumento de casos de cáncer infantil entre 1987 y 1997. Sin embargo, se hizo caso omiso de las advertencias, pues la Secretaría de Salud había mencionado que no hubo afectaciones a la población en México.

Finalmente, el caso parece que fue olvidado, pues no se ha castigado a nadie por la compraventa dolosa de la leche radiactiva. Además de no darle seguimiento a la salud de los mexicanos que bebieron la leche irlandesa contaminada por la radiactividad de Chernobyl.

También te puede interesar: Ucrania busca que Chernobyl sea Patrimonio Mundial de la UNESCO.


REFERENCIAS:
  • Guillermo Zamora. (2021). Leche radiactiva, negligencia sin castigo. abril 26. 2021, de Proceso.
  • Juan Pablo López Sevilla. (2020). Chernóbil en México, la radiación que llegó a nuestro país. abril 26. 2021, de Pólemos.
  • Oscar Steve. (2020). La leche radioactiva de la CONASUPO: la historia de cuando al gobierno de México le importó más el comercio que la ciencia. abril 26. 2021, de Xataka México.
  • Pascal Beltrán del Río . (2019). Chernóbil, la Conasupo y la leche radiactiva. abril 26. 2021, de Excelsior.
  • Mireya Cuéllar y Ciro Pérez Silva. (2020). Sí vendió en 88 Conasupo leche contaminada; lo autorizó la Ssa . abril 26. 2021, de La Jornada.
Lana Anya
Ex Project Manager de Modernidades - Ella fue amante de la fotografía, lectura de suspenso y las bellas artes; aficionada por los temas de misterio y la historia. También, apasionada por el cine blanco y negro, cine mudo y su evolución. Honramos su memoria.

Los comentarios están cerrados

Más en: Al momento